4 Respuestas Última respuesta el 16-jun-2017 11:45 por rvidal

    ¿Retroactividad en la reclamación de las plusvalías?

    arey

      Buenos tardes.

      He visto su especial de Plusvalías y me parece muy útil. Solo me queda una duda, ¿hasta qué fecha se supone que puedo retrotraerme para reclamar la plusvalía abonada?, es decir, si he pagado la plusvalía en el año 2010, ¿podría reclamarlo?

      Muchas Gracias.

      Un saludo

        • Re: ¿Retroactividad en la reclamación de las plusvalías?
          rvidal

          Creo que prescriben las reclamaciones a los 4 años?

          Me sumo a la pregunta. Además, ¿qué pasa con esas ventas en las que el comprador se hace cargo de impuesto como parte de la compra? ¿Quién reclama en este caso?

          Un saludo

          • Re: ¿Retroactividad en la reclamación de las plusvalías?
            etenreiro


             

            Buenos días arey, el plazo de prescripción será de 4 años (Art. 66 LGT) desde el día siguiente a aquel en que se realizó el ingreso indebido o desde el día siguiente a la finalización del plazo para presentar la autoliquidación si el ingreso indebido se realizó dentro de dicho plazo.

             

            En caso de que hayan transcurrido más de 4 años y cuando no haya existido ninguna actuación interruptora de la prescripción (Art. 68 LGT ) no se podrá instar la rectificación de la autoliquidación ingresada en su momento.

             

            En otro supuesto, como es que el ingreso del impuesto fuera a consecuencia de una liquidación girada por el ayuntamiento, se podrá reclamar la devolución del ingreso indebido, si la liquidación no es firme, es decir, que contra esa liquidación el contribuyente hubiera interpuesto un recurso contra la misma y esté pendiente de resolución.

            En caso de que la liquidación sea ya firme, no podrá reclamarse el impuesto.

             

            Es cierto que la sentencia del TC del 11 de mayo de 2017 declara inconstitucionales y nulos los arts. 107.1, 107.2 a) y 110.4 de la Ley de Haciendas Locales, pero únicamente en la medida que someten a tributación situaciones de inexistencia de incrementos de valor, y que podría entrar en juego la teoría general de la nulidad (Artículo 47 Ley 39/2015, de 1 de octubre) por la que los actos nulos de pleno derecho determinan una retroactividad total, y pueden ser impugnados en cualquier momento.

             

            Sin embargo, el TC en dicha sentencia no hace mención alguna a la retroactividad o irretroactividad del asunto, por lo que genera muchas dudas hasta que el legislador aporte alguna solución, por lo que desde diferentes sectores del derecho se opta (por el momento) por la aplicación del plazo de prescripción de 4 años.


            Respecto a la pregunta planteada por rvidal, ¿qué pasa con las ventas en las que es el comprador quien paga el impuesto de la plusvalía?¿Quién reclama en este caso? , le comentamos lo siguiente.

             

            Por disposición de la Ley de Haciendas Locales, el obligado al pago del impuesto es el transmitente. (Art. 104 LHL)

             

            Es de destacar la sentencia del Tribunal Supremo del 17 de marzo de 2016 por la que se declara abusiva la cláusula estipulada en un contrato de compraventa de vivienda que trasladaba al pago del impuesto sobre plusvalía al comprador.

             

            El Supremo expresa:

             

            (…) el impuesto que grava el incremento del valor y se pone de manifiesto al tiempo de la transmisión de la propiedad, es al transmitente a quien se le impone su pago puesto que es quien percibe el aumento de valor, sin que tal plusvalía genere beneficio alguno para el comprador.

             

            (...)

             

            es claro es desequilibrio contractual que genera esta cláusula, porque en el impuesto de que se trata sobre Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana el sujeto pasivo es el transmitente, que es quien percibe el aumento del valor -mayor valor adquirido por el inmueble- y como tal beneficiario está obligado al pago; sin que tal plusvalía genere beneficio alguno para el comprador, que se ve obligado a responder de una carga económica sin ninguna contraprestación o contrapartida por parte del vendedor. Por consiguiente al tratarse de una estipulación no negociada individualmente que limita los derechos de los consumidores recibe la sanción de la nulidad que le impone el art. 10 bis de la Ley 26/1984 y que convierte en indebido y restituible lo pagado por el consumidor por el concepto de que se trata, que en el caso se refiere al Impuesto de Plusvalía.”

            Por lo tanto, el único que puede reclamar es el obligado tributario, esto es, el transmitente (vendedor). El comprador no está legitimado para ello. Puede observar lo previsto en el artículo 232 de la LGT:

             

            “2. No estarán legitimados:

             

            d) Los que asuman obligaciones tributarias en virtud de pacto o contrato. “



             

            Esperamos haberles servido de ayuda.

             

            Un saludo para los dos.

            3 de 3 personas indicaron que les resultó útil